Amanece, que no es poco

Descargas Amanece, que no es poco

Un joven ingeniero español, profesor de la Universidad de Oklahoma, vuelve a España para disfrutar de un año sabático. Su padre ha comprado una moto con ´sidecar´ para realizar viajes de placer los dos juntos. Padre e hijo llegan a un pueblo de montaña, muy escondido. El pueblo parece vacío, pero no lo está. Lo que ocurre es que todos sus vecinos, menos el negro Nge Ndomo, han ido a misa. Que todos los habitantes del pueblo vayan a misa todos los días del año es lo habitual. El cura se da tal maña con la liturgia que no hay fiel que quiera perderse el espectáculo.