publicado 23-09-2013 en Críticas de cine, Estrenos de cine, Premios de cine con Comentarios desactivados

Kon-Tiki, estreno el 27 de septiembre

El viernes 27 de septiembre estrenamos la película “Kon-Tiki” dirigida por Joachim Rønning y Espen Sandberg e interpretada por Pål Sverre Valheim Hagen, Anders Baasmo Christiansen y Gustaf Skarsgård.

Sinopsis

La película es la historia dramatizada de Thor Heyerdahl (Pål Sverre Valheim Hagen), y su expedición de la Kon-Tiki de 1947. Un etnógrafo experimental y aventurero, Heyerdahl, se dispone a probar su teoría de que la gente de América del Sur podría haber resuelto el misterio de como se pobló la Polinesia en la época precolombina. Para ello se construye una balsa con técnicas originales, y las velas a través del Pacífico desde Perú a la Polinesia con su tripulación de cinco hombres y una guacamaya, Lorita, a una distancia de 3.770 millas náuticas (6.982 Kms).

La travesía de la nave fabricada con madera balsa, comenzó el 28 de abril de 1947 en el puerto de Callao, Perú. Heyerdahl y sus tripulantes navegaron a vela durante 101 días hasta llegar a un arrecife en el atolón de Raroia, en el archipiélago Tuamotu, el 7 de agosto del mismo año.

Premios

Oscar 2013: Nominada como Mejor Película de habla no inglesa
Globos de Oro 2013: Nominada como Mejor Película de habla no inglesa

La crítica opina

“Kon Tiki es una película épica y profundamente humana que narra la expedición que Thor Heyerdahl llevó a cabo viajando sobre una balsa desde las costas de Sudamérica hacia Polinesia y probar así la conexión cultural entre ambos polos. Es también una exploración de las motivaciones (no siempre sanas sino todo lo contrario) de muchos humanos, que pueden rayar en la locura pero que vistas a distancia resultan no solamente inspiradoras (que no motivacionales) sino aleccionadoras (que no falsamente religiosas).

Joachim Rønning y Espen Sandberg consiguen pues, la comunicación de una serie de emociones y reflexiones alrededor de las capacidades y resistencia humana mucho más verdaderas y en medio, hace uso de lo mejor que tiene el cine de aventuras tradicional (pienso incluso en 20,000 leguas de viaje submarino) para burlar nuestra capacidad de anticipación. Recalco, sorprender al comienzo, a la mitad y sobre todo al final de la película con una historia que ocurre solamente en una balsa y de la cual conocemos el desenlace gracias al documental del mismo nombre y las leyendas alrededor de esta expedición, no es cosa sencilla. De nuevo, todo lo contrario al intento de Ang Lee de sumar emociones conforme el final de su historia se acerca.

La conclusión, un náufrago voluntario, que se arroja a la locura del mar con armas que decide serán las mínimas, habla más de nostros, humanos alocados y mortalmente ingeniosos, que la aventura extraordinaria de un niño que decide inventarse un mundo para no padecer este. Valor, es cosa de valor.” Erick Estrada -Cinegarage-

Kon-tiki- img